Miguel Grau

Miguel Grau era un militar y marino peruano que nació en Paita en 1834 y murió en Angamos en 1879. Desde muy corta edad fue un gran apasionado del mar y tuvo una carrera militar en la marina muy brillaste. Llegó a ser diputado de la República. Se identifica por su lealtad, honor y liderazgo. Incluso, participó en la Guerra del Pacífico que enfrentó Perú. Para saber más sobre la vida y obra de este ilustre político, continúa leyendo.

De guardiamarina a diputado

Durante su carrera militar en la marina fue un hombre muy exitoso. Ascendiendo rápidamente hasta llegar a capitán. Luego, fue enviado a Europa para traer el navío Unión, el cual llegó al puerto de Valparaíso en 1865. Después, siguió al puerto de Chile para apoyar al coronel Prado con la revolución.

Siempre estuvo al mando del navío Unión, participando en el combate naval de Abtao el 7 de febrero de 1866. Luego, paso a formar parte de la marina con actividad privada. Donde estuvo a cargo del vapor mercante Puno, que era propiedad de una compañía inglesa.

Después, del inicio de la revolución de los hermanos Gutiérrez, Miguel Grau lideró de la rebelión de la Marina en contra de la dictadura. Sin embargo, no recibió el apoyo que esperaba de su tropa. Lo cual hizo que renunciara e ingresará a la policía, para ser elegido posteriormente como diputado de Paita.

Diputado por Paita

El 1872 pasó de ser capitán marino a diputado por Paita. Todo esto, gracias a la vinculación que tuvo con el puerto ubicado en esta provincia. El ejercicio de su cargo fue eficaz y activo, pues se convirtió en el autor de la iniciativa para la realización de los ascensos en la Armada. De esta manera, se reconocerían los méritos de oficiales y jefes para ser ascendido a cargos superiores.

De igual forma, propuso la reorganización de Ministerio de Marina y de Guerra para establecer la igualdad. Además, estableció que la Cámara del Parlamento se reuniera dos veces por semana para discutir las leyes.

Después, en el año 1876 pidió un permiso temporal al parlamento para conformar el Consejo de Guerra. Además, durante su mandato pidió otro permiso para viajar a Valparaíso por dos meses para traer los restos de su difunto padre.

La Guerra del Pacífico

Durante el año 1879 se desarrolló la Guerra del Pacífico, conocida también como Guerra del Salitre. Donde Bolivia y Perú se enfrentaron con Chile con el propósito de tomar el control de la región desértica ubicada al norte de Atacama.

Siendo el principal escenario de este conflicto el mar, por lo tanto las tropas solo se podían desplazar por vía marítima. Pero, Chile era superior a Perú en cuatro al número de tropas. Por eso, al momento de declararse la guerra Miguel Grau no dudo en poderse al mando de la primera división naval. Aunque, sabía la superioridad del país, pero eso no lo asustaba.

Sin embargo, al mando del monitor Huáscar durante seis meses para impedir con éxito el desembarco de las tropas chilenas en tierra peruana.

Preparativos de la campaña naval

En vista de las debilidades de la tropa naval peruana, por la sorpresiva declaración de la guerra por parte de Chile. El capitán Miguel Grau se dedicó a preparar la campaña naval para poder entrar en combate y defender el territorio del país.

A pesar de que, el pueblo peruano ignoraba la verdadera intensión de la armada chilena, Grau hizo que entrarán en razón y aceptaran que sus tropas requerían preparación en maniobras y artillería marina. Pues, se enfrentaban con un ejercicio muy bien preparado y con buen armamento.

Sin embargo, el pueblo consideraba que el navío Huáscar lo suficientemente fuerte para compartir con éxito las tropas chile. Pero, Grau respondió a sus afirmaciones que las escuadras chilenas eran superiores. Pues, contaba con un navío con poder de fuego, movilización y blindaje que lo hacía superior. Siendo su deber como comandante verla por la seguridad del pueblo.

Jefe de la escuadra de evoluciones

Fue nombrado jefe de la Escuadra de Evoluciones el 10 de junio de 1874. Es decir, que tenía como labor que los buques ejercieran algunas movilizaciones como tácticas navales. Para asumir este cargo tuvo que dejar de manera momentánea el comando de Huáscar. El cual fue otorgado al capitán Leopoldo Sánchez.

Junto a esta escuadra recorrió todo el litoral peruano, pasando por las islas, Islay, Arica, Arica y Chincha. Durante este recorrido ordenó la ejecución de todas las maniobras marítimas para adiestrar a sus tropas en manejo de artillería y táctica naval.

La batalla de Angamos

La captura del transporte Rímac y la incapacidad de las escuadras chilenas frente a los continuos ataques del Rímac, conllevó al desagrado de Chile. Todos estos hechos comenzaron a producir interpelaciones en el congreso, renuncias de ministros y protestas populares. Además, de cambios de escuadras y jefaturas de las tropas.

Luego, los mandatarios chilenos observaron la incapacidad de comenzar una campaña terrestre para invadir el territorio sur de Perú. Pensaron en capturar el navío Huáscar que era un punto clave para lograr su cometido.

Por eso, para lograr su objetivo organizaron a sus cuadrillas en dos divisiones. La primera, estaba conformada por el Almirante Blanco Encalada y el Matías Cousiño, Mientras que la segunda división estaba compuesta por la O’Higgins y Almirante Cochrane. Así, atacarían cerca del Huáscar para capturarlo.

Ataque contra el Huáscar

Una vez organizado el ataque las flotas chilenas comenzaron a rodear al Huáscar. Las cuales eran superior en potencia de fuego, tamaño y blindaje. Formando un círculo para abatir el buque peruano.

Sin embargo, Grau al observar ordenó a sus tropas que se retiraran para distraer al enemigo. Pero, Huáscar fue encarado por el Cochrane que tenía poderosos cañones de guerra. Durante el ataque Grau falleció y el mando fue otorgado a Elías Aguirre, quien también murió.

Sin duda, Miguel Grau fue un discado militar marino que murió defendiendo su territorio. Se destacó por su honorabilidad y lucha contra los mandatarios chilenos que querían apoderarse del territorio peruano.

¡Más info en viajerocasual.com!

Leave a Reply